Beneficios de las campanas de flujo laminar para la preparación de la quimioterapia

noviembre 16, 2022by Kalstein
md_YR010720YR0107-1.jpg

Para tratar el cáncer existen distintos tratamientos que funcionan de manera diversa, como la terapia dirigida o radioterapia, la terapia hormonal, la inmunoterapia y la intervención quirúrgica. La quimioterapia es un procedimiento clínico que actúa sobre las diferentes fases del ciclo celular, evitando que las células crezcan y se dividan en más células. Eso significa que los medicamentos no discriminan de las células buenas o malas, sin embargo las células buenas se pueden recuperar pero las células cancerosas se reproducen con mayor rapidez e inestabilidad por lo que el tratamiento responde principalmente a  la destrucción de estas.

Los medicamentos para tratar el cáncer también son conocidos como antineoplásicos, entre ellos los citostáticos, los cuales han contribuido a la supervivencia de los pacientes. Sin embargo, el incremento de personas con cáncer y la preparación de la quimioterapia aumentan el riesgo de los trabajadores involucrados en el proceso. La exposición laboral supone una preocupación constante que se atiende con las estrictas medidas de bioseguridad, teniendo en consideración la calidad del tratamiento y la seguridad del paciente.

Los medicamentos citostáticos se clasifican según su mecanismo de acción:

  • Agentes alquilantes: alteran proteínas y bloquean distintas fases del ciclo celular para evitar la proliferación celular.
  • Antimetabolitos: bloquean los procesos de síntesis de los componentes, reparación y replicación del ADN.
  • Antibióticos citostáticos: impiden la duplicación del ADN deteniendo así la proliferación celular.
  • Inhibidor de la mitosis: pueden inhibir o detener la mitosis o inhibir las enzimas que generan las proteínas necesarias para la reproducción celular.

Riesgo ocupacional en la preparación de la quimioterapia

En la actualidad es poco lo que se conoce sobre los efectos adversos que pueda causar la exposición laboral continuada a bajos niveles de concentración de los compuestos citogenéticos. Se ha determinado que las consecuencias a la salud no suelen ser evidentes sino hasta años después e incluso en las siguientes generaciones.

Cuando se trata de exposiciones laborales las vías de exposición pueden ser:

  • Inhalatoria: puede ocurrir por mala praxis al momento de la preparación, a través de aerosoles que se generan durante el procedimiento, o la exposición a los vapores citostáticos que se liberan al mover el fármaco de un recipiente a otro. Esta situación conlleva a la absorción del medicamento en cantidad suficiente como para desencadenar efectos tóxicos del tipo sistémico.
  • Cutánea o dérmica: se produce por contacto directo durante la preparación y administración del medicamento, el manejo inadecuado de residuos o contacto con excretas de pacientes sometidos a quimioterapia, también en caso de accidentes como punciones, salpicaduras y vertidos, entre otros. Puede producir efectos sistémicos o reacciones adversas como dermatitis.
  •  oral: es la vía menos frecuente, por la ingestión de alimentos, bebidas y cigarrillos dentro del área laboral.
  • Parenteral: por introducción directa del medicamento a través de pinchazos o cortes producidos por rotura de ampollas.

La magnitud del riesgo dependerá de la seguridad empleada en el proceso. Los factores a considerar para la preparación de la quimioterapia son la toxicidad del citostático, el nivel de exposición, y la técnica de manipulación; los cuales pueden ser reducidos con la infraestructuras y equipos apropiados.

Beneficios de las campanas de flujo laminar para la preparación de la quimioterapia

Todas las preparaciones de citostáticos deben realizarse en cabinas cuyo diseño garantiza seguridad biológica, la de los operadores y el ambiente de trabajo. Para ello, las campanas de flujo laminar permiten un área aislada, delimitada por superficies fáciles de limpiar y desinfectar con un flujo de aire filtrado laminar para evitar turbulencia de los vapores tóxicos. 

Consideraciones de uso de la campana de flujo laminar

Para el trabajo dentro de labina debe considerar lo siguiente:

  • El acceso al área de trabajo debe ser restringido al máximo.
  • El personal no debe utilizar cosméticos.
  • El uso del equipo de protección personal es obligatorio.
  • Trabajar con el vidrio frontal de cabina abajo, y evitar movimientos bruscos.
  • Evitar el contacto con la cara o el cuerpo con los guantes en uso.
  • Si la campana posee luz ultravioleta debe cerciorarse de que esté apagada al iniciar la preparación de la muestra.
  • Mantener libres las rejillas de ventilación.
  • Al preparar la medicación de un mismo paciente con varias mezclas, se introducirá en la cabina la medicación y el material correspondiente a una sola mezcla.
  • Los guantes deben cambiarse cada media hora.
  • Colocar un contenedor para desechar agujas y un frasco vacío para desechar restos de medicación.
  • Mantener limpia y despejada el área de trabajo.

En KALSTEIN somos FABRICANTES, le ofrecemos el gabinete de seguridad para citotóxicos con tecnología de punta para el procesamiento de fármacos citotóxicos/antineoplásicos, que proporciona un alto nivel de protección para el paciente, el farmacéutico y el medio ambiente. Si requiere conocer más sobre nuestros equipos, sobre el PRECIO, la COMPRA o VENTA, visítenos en nuestra catalogo AQUI

Kalstein

PARIS

Sede

2 Rue Jean Lantier, 75001, Paris – France.
(+33) 1 78 95 87 89(+33) 7 60 83 92 83

sales@kalstein.eu

UBICACIONES

Estamos siempre cerca.



FACILIDADES

Métodos de pago y envios



Sigue nuestra actividad en las redes sociales

Mantente informado con todas las noticias de actualidad del sector.


EnglishFrenchSpanish
Abrir chat
Escanea el código
Hola
¿En que podemos ayudarte?